La tecnología como herramienta para crear proyectos de iluminación

¿Qué área no ha sido contemplada por el avance tecnológico? Lo cierto es que las soluciones informáticas son de amplio espectro, holgura que también abarca a los proyecto de la iluminación. Un ejemplo elocuente es DIALux, un software útil para crear proyectos profesionales de iluminación, del cual hablaremos detalladamente en este repaso.

Antes de avanzar hacia las características de esta solución informática, es importante mencionar que en vista de la incorporación de tecnología en las empresas, incluyendo las del rubo de iluminación y a los estudios de arquitectura, éstas deberían disponer de un buen soporte técnico(Znet) para que cuando la tecnología presenta alguna falla la misma pueda ser solucionada en forma dinámica y eficiente, sin poner trabas a las labores del negocio. Trayendo a colación el software que mencionamos aquí, su funcionamiento requerirá de dispositivos que operen en forma adecuada. De nada serviría contar con una solución específica si el equipamiento de la empresa no puede correrlo sin presentar inconvenientes.

Ahora sí, avancemos hacia el soft que aquí nos convoca. Creación del Instituto Alemán de Luminotecnia Aplicada, DIALux es una solución muy elegida por diseñadores alrededor del mundo (dicen contar con casi 700 mil usuarios), siendo útil para dar forma a sistemas de iluminación tanto en interiores como exteriores, así como viales. Se destaca por su interfaz intuitiva (o sea, de uso sencillo), permitiendo realizar una análisis del ambiente y ejecutar una renderización 3D para dar paso a los necesarios cálculos para la iluminación. Una función muy interesante del software es su capacidad para determinar el consumo energético del proyecto de iluminación, y de este modo cumplir con las normas que rigen internacionalmente en este sentido.

Según explican los responsables de desarrollo del software, el mismo permite trabajar en proyectos de iluminación de múltiples ambientes, desde una sola habitación, hasta espacios más extensos como pisos completos, edificios y escenas en exterior. Su ítem más interesante es la posibilidad de planear y diseñar la iluminación en base al catálogo de las marcas más reconocidas en este rubro en todo el mundo. Otro punto a favor es que permite trabajar con otros softwares de arquitectura. Buena noticia, DIALux se descarga en forma gratuita. Para los interesados, más detalles pueden ser consultados en el sitio web oficial. 

DIALux es uno de los casos más emblemáticos en un terreno en el cual no está sólo, pues existen otros softwares como LumenLux de la empresa Lumenac, y herramientas provistas por el especialista Philips, por mencionar sólo algunos ejemplos adicionales. De hecho, Philips emplea en parte los beneficios de DIALux. 

Lo cierto es que, en paralelo, la implementación de softwares en los proyectos de iluminación hace explícito cuán importante es para las empresas del rubro contar con un servicio de consultoría IT(https://www.z-net.com.ar/consultoria-it/) en vista a que la tecnología es, aquí también, un ingrediente fundamental para el buen desenvolvimiento. Un adecuado servicio de consultoría brindará asesoramiento, ayuda en tiempo real, y un soporte integral a la hora de emplear hardwares y softwares que, en este caso, se traducirán en el pleno éxito de un proyecto de iluminación.

La importancia del mantenimiento y la seguridad informática de su nueva oficina

No es ninguna novedad que tanto el mantenimiento como la seguridad del entorno informático de una empresa son cuestiones esenciales desde todo punto de vista. Si bien la arquitectura no se ocupa personalmente de estas cuestiones, el diseño de espacios de trabajo debe observar cuáles son las mejores formas de brindar un entorno físico adecuado para llevar adelante esas tareas.

computer1

La información es un aspecto realmente sensible, y los técnicos encargados de brindar un buen servicio de seguridad informática para empresas presentan algunas demandas perfectamente lógicas para asegurar los mejores resultados. Si bien es cierto que muchas de las tareas relacionadas al área de la seguridad pueden efectuarse de manera remota, otras demandan la presencia de los técnicos en el lugar, en especial cuando hablamos de contingencias, incidentes y eventualidades.

Es por eso que, desde el diseño, se debe tomar en consideración esta realidad; ya sea durante las tareas de rutina, casi protocolares, como ante una emergencia. El espacio físico debe ser siempre el adecuado para realizar cualquiera de estas funciones. Dicho de otro modo, el espacio debe ayudar al técnico a actuar de la forma más rápida posible, y nunca convertirse en un escollo a superar.

Es un error suponer que la posibilidad de trabajar de forma remota sobre la seguridad informática nos exime de diseñar un espacio de trabajo con altos niveles de accesibilidad para el técnico. De hecho, este es el primer aspecto que los arquitectos y los diseñadores deben tener en cuenta al momento de desarrollar un entorno laboral óptimo.

Hace poco más de una década, el área de sistemas de una empresa se dedicaba a cumplir una serie de funciones más o menos estandarizadas. Hoy en día, en cambio, este sector se ocupa de realizar una enorme cantidad de tareas, muchas de ellas relacionadas de manera directa con el mantenimiento de equipos.

Si bien es cierto que muchas empresas han resuelto tercerizar este tipo de servicios, por ejemplo, el mantenimiento de computadoras para empresas, también es verdad que muchas veces se da por sentado que ese trabajo se realizará por fuera de nuestro negocio, cuando esto no es necesariamente así.

Las buenas empresas dedicadas a dar servicios de mantenimiento necesitan un espacio físico en donde trabajar, y el diseño de espacios laborales deben tener en cuenta estas demandas totalmente lógicas. Lo más razonable es destinar un sitio apartado del sector administrativo de la empresa en donde los técnicos puedan efectuar el mantenimiento de nuestras pc de forma rápida y dentro de un entorno aséptico.

La arquitectura ha evolucionado mucho acerca de estos problemas, aunque también es justo afirmar que todavía queda mucho por aprender y por hacer para gestar lugares de trabajo, principalmente oficinas, que puedan asegurar un entorno completamente apropiado para las tareas de mantenimiento.

Por todas estas razones es tan importante que se realice un trabajo coordinado entre los arquitectos, diseñadores y especialistas en informática y tecnología. La mirada de quienes serán los encargados de trabajar día a día en nuestros servidores y equipos, en definitiva, es algo que no se puede reemplazar por opiniones estrictamente logísticas.